Cómo Mejorar la Memoria 🤓 20 Consejos Comprobados

como mejorar la memoria

Si desea mejorar o fortalecer su memoria, hemos preparado una serie de consejos para conseguirlo. Gracias a la ciencia, aquí tienes 12 trucos para mejorar tu memoria.

¿De dónde viene esta ineludible propensión a captar todo lo que nos sucede en algún medio perdurable? Ya sea en imágenes, libros o fotografías, parece ser que los individuos quieren dejar constancia de lo que hacen y dicen. Como nos mostró Umberto Eco, "de la rosa sólo queda el nombre despojado" y la sociedad vive con el temor de que ese nombre no gane nunca. Tal vez se trate de una exteriorización del marco de capacidad que todo el mundo tiene en su mente, la memoria.

Bien puede decirse de la memoria que es un límite que nuestro cerebro nos otorga para recuperar imágenes, circunstancias, sensaciones o datos que hemos encontrado antes y que hemos vuelto a requerir por razones desconocidas. La memoria es un sistema de resistencia que nos permite utilizar nuestros encuentros para intentar no repetir errores similares y seguir avanzando. A pesar de que con frecuencia se habla de la capacidad de los recuerdos, lo que la memoria realmente hace es recrear las mejoras electroquímicas que la mente obtuvo en el momento en que se asegura de ofrecer una reacción similar. Nuestras facultades, cavilaciones y, sorprendentemente, nuestras fantasías se "graban" a través de asociaciones neuronales que están a la espera de ser puestas en marcha.

La mente utiliza varios tipos de recuerdos (momento presente, largo plazo, olfativo, procesal, fotográfico, decisivo) que actúan al mismo tiempo y están interconectados para lograr una mejor ejecución y reacciones más rápidas. Sin embargo, este funcionamiento en cuadrado hace que, con frecuencia, se presenten algunos recuerdos que no se relacionan con el que nos interesa o que haya agujeros de datos que la mente actual rellena y dan recuerdos que no abordan la realidad tal y como era. Cuestiones como el agotamiento, el estrés o una terrible reacción mental o entusiasta pueden provocar ciertos recuerdos que, en realidad, debemos obstaculizar y dejar de lado durante algún tiempo.

Shakespeare dijo que "la memoria es el centinela del cerebro" y de la misma manera que se ocupa de nuestra psique, debemos ocuparnos de ella. Las actividades, las distracciones psicológicas, las abstenciones de alimentos ricos en suplementos o las formas de vida sanas son una parte de los numerosos puntos de vista que debemos vigilar para mantener nuestra memoria sólida y en forma. Un par de trucos que nos ayudarán a lidiar con nuestro centinela indetectable.

¿Qué encontrarás aquí?()

    Reglas de ayuda mental para mejorar nuestra memoria

    La memoria funciona como un organizador de archivos. En el caso de que la aclimatemos a la utilización de reglas de ayuda mental, le costará mucho menos acelerar el camino hacia el descubrimiento de lo que está buscando. De esta manera, utilizar afiliaciones que estén bien con las ideas que necesitamos aprender ha demostrado ser una gran técnica para aclimatar nuestra memoria para recuperar rápidamente lo que definitivamente sabemos. Los números asociados con palabras que riman pueden ser el modelo más fundamental (uno-zumo; dos-hack, y así sucesivamente) Este tipo de acrobacias, como han aparecido algunos exámenes distribuidos en el diario Neuron, actúan en algunos espacios de la mente distintos del hipocampo, como la corteza perirrinal, que asume un papel vital en el reconocimiento visual.

    Lee También:  Consejos para dormir bien y evitar el insomnio

    Abrir y cerrar las manos

    Una proeza al alcance de todos. Una exploración dirigida por la Universidad de Montclair (EE.UU.) y distribuida en el diario Plos One, descubrió que mantener la mano cerrada correctamente durante 90 segundos ayuda en la medida del desarrollo de la memoria. Por otra parte, agarrar la mano izquierda funciona igualmente con la recuperación de datos guardados en nuestra memoria.

    Juegos de entrenamiento cerebral

    Todo lo que hagamos para mejorar nuestra memoria dará sus frutos. Ensayar 15 minutos al día de juegos de preparación mental mejora la ejecución de la memoria de trabajo, las capacidades de liderazgo y la velocidad de manejo, según indica una investigación distribuida en el diario Plos One.

    Piensa

    El examen dirigido por la Universidad de California en Santa Bárbara (EEUU) demostró que con unos catorce días de preparación en lo que se conoce como "atención", es factible mejorar en conjunto la apreciación de la comprensión, el límite de la memoria de trabajo y la fijación. La contemplación es, en este sentido, un activo útil para ayudarnos a reforzar nuestra memoria.

    Cerrar los ojos

    Parece una señal básica, pero es totalmente convincente. Una investigación llevada a cabo por un grupo de investigadores de la Universidad de Surrey (Reino Unido) con 178 miembros presumió que recordamos hasta un 23% más adecuadamente (recordamos sutilezas con mayor precisión) en caso de tener los ojos cerrados que si los tenemos abiertos. La investigación se distribuyó en el Journal of Criminal Psychology.

    Café Espresso

    Los segmentos del espresso no sólo nos despiertan y hacen que nos sintamos más dinámicos, sino que además fortalecen nuestra memoria. El culpable es la cafeína y, como indica un examen creado por la Universidad Johns Hopkins (EE.UU.) y distribuido en el diario Nature Neuroscience, tomar un espresso poco después de haber afrontado un trabajo importante fortalece nuestra memoria. "Esta es la primera ocasión en la que se ha visto que este impacto de la cafeína disminuye el despiste un día después de la ingesta", aclara Michael Yassa, responsable de la investigación.

    Sonidos sincronizados

    Aunque todavía en fase de prueba, un nuevo examen de la Universidad de Tubinga (Alemania) y detallado en el diario Neuron ha descubierto que reproducir sonidos sincronizados con el ritmo de los movimientos moderados de la mente durante el descanso amplía la memoria.

    Lee También:  Cómo crear publicaciones efectivas en Facebook

    Ejercicio

    Practicar a una potencia moderada ayuda a recordar lo que se ha realizado recientemente. Así lo verifica un nuevo informe de la Universidad de California (EE.UU.) en el que se interesaron voluntarios de entre 50 y 85 años y que demostró las ventajas de ser realmente dinámico. La prueba consistía en repasar imágenes placenteras, en ese momento acelerar una bicicleta fija durante 6 minutos al 70% de su capacidad y después, al cabo de una hora, realizar una prueba inesperada sobre las imágenes que habían visto antes del ejercicio. Los resultados mostraron que la llegada de norepinefrina, incitada por el ejercicio real, provocó una sorprendente mejora de la memoria en los voluntarios que practicaron en contraste con los individuos que no lo hicieron.

    Dormir

    Si un descanso relajante cada noche es desde ahora uno de los componentes a tener en cuenta para nuestra memoria, dormir bien también aporta su grano de arena. Descansar unos 20 minutos al día nos ayuda a recordar mejor lo que hemos realizado, ya que durante este descanso combinamos lo que hemos realizado sin reconocerlo. Esta ventaja puede obtenerse en cualquier etapa de la vida.

    Chocolate

    ¿El chocolate es útil para la memoria? Sí, lo es. Unos exámenes distribuidos en el British Journal of Clinical Pharmacology han presumido que uno de los segmentos del cacao, los flavonoles, se identifican con una mejor ejecución psicológica. La explicación es que vigorizan la perfusión de la mente, hacen avanzar la neurogénesis y adelantan los cambios en las zonas identificadas con el aprendizaje y la memoria.

    Descansa bien por la noche

    En el caso de que experimente problemas de trastorno del sueño o tenga problemas para descansar constantemente, debe darse cuenta de que ambos son inconvenientes importantes en el caso de que necesitemos lograr una memoria de delfín (tienen una memoria preferida sobre los elefantes). Por lo tanto, poner recursos en el descanso desde que somos extremadamente jóvenes ha demostrado ser el mejor instrumento para tener una memoria superior durante la edad madura, como indica un examen distribuido en el diario Sleep. En el examen, que se prolongó durante mucho tiempo, los voluntarios de la investigación (en torno a la mediana edad) que descansaban las horas correctas tenían una memoria preferible 30 años después que los individuos que no descansaban lo suficiente cada uno de esos años. Además, no hay que olvidar que descansar profundamente de forma constante tiene una ventaja inmediata sobre la memoria y el aprendizaje.

    Lee También:  50 Frases de Mujeres Exitosas

    Mézclate y socializa

    Relacionarse con otras personas, ya sean compañeros, familiares o colegas, se ha relacionado con una mejor memoria. Así lo verifica un examen realizado por científicos australianos distribuido en el Journal of Aging Research, que demostró que los miembros que tenían un contacto más notable con compañeros queridos una comunidad informal significativa, obtuvieron mejores resultados en las pruebas de memoria tras un seguimiento de 15 años.

    Cuidar la rutina alimentaria

    Somos lo que comemos y nuestra memoria está directamente influenciada por los alimentos que ingerimos. Varias investigaciones apoyan la posibilidad de que la dieta cetogénica, rica en grasas y proteínas y baja en almidones, mejore la concentración mental y la memoria. Los alimentos como las verduras, el pescado fresco, los frutos secos y los productos naturales ricos en flavonoides también contienen suplementos y sustancias que previenen el deterioro del cerebro y mejoran la memoria.

    Ríe a carcajadas

    Dicen que lo mejor para aprender es pasárselo bien y parece que esta afirmación es más acertada de lo que parece. Los datos que descubrimos interesantes o los recuerdos de minutos que nos han hecho reír florecen mucho mejor en la mente y permanecen más tiempo. Reírse y apreciar el segundo actuará en nuestro cerebro y mantendrá los recuerdos de forma mucho más clara.

    Cada cuestión por separado

    Dejar la realización de múltiples tareas a los ordenadores. A pesar de que nuestro cerebro es apto para ocuparse de unos cuantos ejercicios a la vez, en general nos hará más preocupados, engorrosos y por fin más lentos. Concentrarnos en una tarea solitaria hará que mejoremos y que el ciclo sea más claro en la memoria. A veces, lo mejor es bajar el tono.

    Dejar espacio de vez en cuando

    Un examen liderado por la Universidad de California Santa Cruz (EEUU) distribuido en 2014 en Psychological Science expresa que guardar datos en un PC puede mejorar nuestra memoria. Según los resultados obtenidos, esta demostración de guardar los datos que tenemos en la mente en un PC u otro aparato hace que se entreguen activos intelectuales que serán utilizados para recordar nuevos datos. Por esta situación, el olvido de ciertos datos provocado por la forma en que nos damos cuenta de que los tenemos realmente accesibles funciona con el ciclo de aprendizaje y la retención de nuevos datos.

    Entrena tu cerebro

    Cuanto más entrenemos nuestro cerebro, más querremos ampliar nuestros límites. Hay un sinfín de juegos, cuestiones y engaños que ayudan a mejorar la memoria y que se pueden hacer prácticamente en cualquier circunstancia. Repasar lo que hemos realizado para que cualquiera pueda oírlo, rimar, ensayar nuevos ejercicios que nos inspiren o asociar pensamientos con códigos o imágenes sacará a relucir la capacidad secreta de nuestra psique.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir